x


COMO EN CASA…EN NINGÚN LADO

00

Muchas veces, inconscientes de su procedencia, hemos utilizado la expresión “juego en casa” como la definición de un posicionamiento más cómodo frente a ciertas situaciones. Y es que, como el título indica, como en casa ningún lado.

05-11-18

Analizando cualquier tema, en la mayoría de los casos, la situación de defender una posición conocida, es más sencillo salir victoriosos. Ya sea en la conquista de un territorio, debate sobre un tema, ligar con alguien,… ser la parte hacia la que se ejecuta una acción, nos da una ventaja frente a la variable y en fútbol, no podía ser de otra manera.  Las estadísticas deportivas nos indican que un equipo tiene más posibilidades de ganar en su casa que cuando compite en campo contrario, independientemente de cuál sea la calidad de ese equipo. Pero, ¿esto porque se produce?

El principal motivo, y uno de los más importantes, es la afición. Jugar en casa implica estar arropado por tus seguidores quienes estarán alentándote durante todo el encuentro. Un recibimiento con la entrada en el campo, la presión sobre el equipo rival y el conocimiento de saber que están contigo al 100%, les hace ser ese “jugador nº 12” que achica a los contrarios y engrandece tus virtudes. Sin embargo, este no es el único motivo. El desplazamiento también juega un papel importante ya que, en ocasiones, viajar a otra ciudad provoca cansancio en los jugadores rivales. No es lo mismo ir en autobús hasta la otra punta de tu ciudad que ir desde Bilbao hasta Cádiz. 

Aunque pueda sonar a chiste infantil, el campo es otro factor importante. Haber entrenado sobre el cesped en el que jugarás y saber en qué estado se encuentra, te permite desplegar una estrategia u otra, adaptándote mejor que tu rival.

Por último, el factor más importante, la imbatibilidad. El hecho de ser un campo donde poca gente gana, genera en el rival un miedo previo al partido. Una presión muy difícil de superar, al alcance de pocos futbolistas. 

Aunque es cierto que las ocasiones donde perder en casa no son escasas, la regla común nos indica que todo juega a nuestros favor. Aún así, a pesar de la llegada de una adversidad de una gran dificultad, el factor de jugar en tu estadio debería generar una supremacía espiritual a la hora de enfrentarte a un rival. 

Share on FacebookShare on TumblrShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

0 Comentarios “COMO EN CASA…EN NINGÚN LADO”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

LOS 12 UNIKOS

Publicidad

Próximos eventos

Listas bonamara Carpinteria y ebanisteria madrid cuidado de ancianos a domicilio madrid Aceite de motor